El destete respetuoso nos llegó en Julio de 2015

Algo que nos parece imposible a veces es el concepto “destete respetuoso”, sobretodo cuando hemos decidido tener una lactancia prolongada. 

Yo la verdad es que el tema destete era algo que ni me planteaba, me gusta dar de mamar, la conexión, y a Bebé Full también parecía gustarle, así que los dos estábamos tan contentos que para que cambiar nada.

Con mis ansias de una noche completa de sueño (que a los dos años aún no se había dado el caso), cambié el lugar de la cama con el papá. Con la posición Bebé-Papá-Mamá (en lugar de como hasta ese momento Bebé-Mamá-Papá) conseguimos dormir toda la noche con el correspondiente destete nocturno natural, sin lloros ni sufrimiento. No le negué nunca el pecho, simplemente dejó de pedirlo.

A finales de marzo, cuando estuvimos de cumpleaños, noté que Bebé Full se empezaba a destetar por el día solito. Sólo quería mamar antes de dormir y ocasionalmente antes de la siesta, poco a poco cada vez mamaba menos. Obviamente se hacía “mayor”.

Con los viajes y el cambio de casa tampoco quería darle más cambios “innecesarios”, así que tal como fluía todo ya nos iba bien.

Mi problema llegó en junio con el nuevo integrante de la familia. Al quedarme embarazada el sentimiento cambió. El dolor en los pezones se hacía insoportable cada vez que Bebé Full se aferraba al pecho. (Aclaro que nada tenía que ver con problemas entre embarazo y lactancia, la lactancia en tándem es perfectamente posible y mucha gente la lleva con éxito, yo, lamentablemente, no)

Ahí es cuando apliqué lo que siempre he dicho. El tema de la lactancia es algo entre dos, los dos deben sentirse a gusto, y nada ni nadie debe opinar y menos recriminar sobre ello. Llegado este momento yo ya no me sentía cómoda dando de mamar, y hacía falta una conversación con mi bebé de dos años y tres meses. Hablamos, le expliqué que “a la mamá le hacía pupa”, que poco a poco teníamos que acostumbrarnos a hacernos mimitos, muchos, y mamar menos. Al principio no me entendió mucho y siguió igual, luego, entre que le recordaba que me hacía daño y le distraía con alguna otra cosita cuando pedía la teta, la cosa se fue diluyendo… Luego él mismo me decía que ya no había leche, supongo que se me cortó entre el embarazo y el semi-destete…

Y así acabó nuestra súper lactancia placentera y exitosa de dos años y tres meses!!! Sin lloros, sin sufrir, de manera natural.

Entonces, que hacer si has llegado al punto de querer destetar a tu hijo y quieres que sea de la manera más natural y respetuosa posible???

  • Primero hablar con el niño. Explicarle porqué ya no te sientes a gusto, y que se puede cambiar el momento de mamar por algo que le guste mucho también.
  • Empezar con el destete nocturno va a ayudar con el proceso. Si colechas, está bien que el papá ocupe una posición más cercana al niño. Una vez dormido al no sentir tu olor tan cerca no tendrá el reflejo de mamar. En nuestro caso, al ser mayor y comprender bien las cosas, si se despertaba y pedía mamar le pasábamos un vasito de agua para calmar su sed y que siguiera durmiendo.
  • Durante el día, cada vez que el niño pida mamar, volver a explicar el porqué de tus reacciones y distraer su atención con otra cosa.

Dejar claro también que es un proceso lento, sin prisas. Para que todo sea lo más natural posible debe ser respetado el ritmo del niño. Habrá algunos niños que lo acepten antes que otros, ten paciencia. La satisfacción final de ver que has logrado un destete respetuoso y que ninguno de los dos ha sufrido es el mayor de los premios.

Un beso enorme!!!

15-02-2015

Anuncios

#RevoluciónBlanca

Hola a tod@s!

Vuelvo al blog después de unos días de descanso. Últimamente me da la impresión que las horas pasan mucho más rápido, no me da tiempo para nada! Entre nuevas creaciones costureras, el trabajo, el máster en educación infantil, y el terremoto de bebéfull… Pero aquí estamos de nuevo!!
El caso es que no sé si os habéis enterado, pero en las redes sociales la cosa está movidita. Por lo visto los señores de Facebook últimamente se han dedicado a censurar fotos de madres dando pecho a sus hijos por considerarlas obscenas y con contenido pornográfico. Esto ha hecho que estallara la Revolución Blanca, y en señal de apoyo y reivindicación miles de mujeres han colgado fotos alimentando a sus retoños.
Noemí Nervada, de Mimos y Tetas ha sido la propulsora de esta revolución y ya hay unas 2300 personas adheridas en la Fan Page de Facebook. Ella compartió en su Facebook personal esta foto de la fotógrafa Maica Luis durante la semana mundial de la lactancia materna (que en Mamá Full también celebramos). 
imagenimg9649
Tras esto facebook bloqueó su perfil, y ahí es donde creo Revolución Blanca Mimos y Tetas para reivindicar el problema.
Aquí también podeís encontrar un artículo que escribieron en el diario La Provincia sobre este tema. 
En realidad que en el siglo XXI amamantar a un bebé sea considerado una imagen obscena y pornográfica da que pensar… ¿Hacia dónde va esta sociedad? ¿En que momento fallamos para que un acto tan natural, básico y necesario sea vetado?
Me parece increíble que una madre que alimenta a su bebé tenga que esconderse, o hacerlo en lugares apartados para no ser vista, y en cambio sea habitual que la gente discuta a pleno pulmón en la calle, se insulten, y no vean la necesidad de esconderse para eso, cuando son actos detestables.
Nos guste o no los humanos somos animales, y además, mamíferos. Con lo cual lo natural en nosotros es amamantar a nuestras crías. De hecho, ese acto, es el que nos ha llevado donde estamos. Si la primera madre humana de la historia se hubiera negado a dar de mamar, o le hubieran invitado a abandonar la lactancia en su entorno, ahora no estaríamos aquí ninguno (usted tampoco señor Zuckerberg…) Incluso voy más allá, si en los inicios de la história humana las madres hubieran sido obligadas a apartarse y esconderse para dar de mamar probablemente tampoco estaríamos aquí. Difícil traspasar conocimientos de madres a hijas si todo se vive como un tabú…
A mi personalmente me encanta dar de mamar, y no me corto de dar pecho en ningún sitio, ni me tapo. Soy de la opinión que si alguien ve algo malo en eso el problema está en los ojos del que mira, simplemente. Y quiero trasmitirle eso a mi hijo, que dar de mamar es natural, es precioso, y no hay nada de malo en ello.
Por todo esto desde Mamá Full nos unimos a la Revolución Blanca!!! Nosotros también somos de teta!!!
avatar

Hierro en la Leche Materna (que no te cuenten películas)

Hola a tod@s!

Vuelvo al blog hoy a modo de terapia o desahogo.

Resulta que este fin de semana hemos tenido pase VIP en las Urgencias de la Clínica de al lado de casa. =(

El sábado en la mañana bebefull amaneció lleno enterito de manchas rojas, parecía una alergia a algo, pero como estaba por todo el cuerpo decidimos llevarlo a urgencias no fuera a ser… Allí le hicieron análisis de sangre y el pediatra que lo visitó (que no parecía tener mucha idea…) determinó que era una alergia pero no se sabía a que, que le dieramos cortisona si tenía fiebre o le picaba. Así que nos volvimos para casa.

El domingo en la noche parecía que la cosa empeoró así que volvimos a urgencias, y ahí empezó la lucha. Volvió a visitarlo el mismo pediatra (el que no tenía ni idea) y mandó a hacer mil análisis (200 luquitas…unos 275 euros nos ha costado la broma) y que le visitara un especialista. El especialista llegó y…tachan tachan…se metió donde no le llamaban.

Vio al cachorro y determinó casi al instante que era una alergia a algún medicamento. Pero que para descartar cualquier cosa le hiciéramos los mil análisis. OK. Y por supuesto le diéramos la cortisona.

-Pero si no tiene fiebre ni le pica! Y además la cortisona no arregla el problema de raíz, sólo acaba con las manchas en este caso!

– Ya, pero es que así con manchas no puede ir…

– ¬¬

Imaginen nuestras caras. Nos quedó claro que era un recetar por recetar pero aún faltaba lo mejor.

– ¿Qué edad tiene?

– 9 meses

– ¿Y toma leche de tarro?

– No, sólo leche materna y dos comidas diarias

– Pues a esta edad debería estar tomando un litro (UN LITRO) de leche de fórmula o acabará en una anemia. La leche materna ya no le sirve, no le aporta hierro ni vitaminas. Si no toma leche de fórmula debe tomar un aporte de vitaminas y hierro.

– Que curioso, no? Antes de la leche de fórmula los niños andaban muertos por las calles? Curioso que estemos usted y yo hoy aquí…

– (se encoje de hombros)

– ¬¬ (resurge mi empoderamiento)

En fin…piensen que situación… Después de oír estas tonterías de ese pediatra ya no me importó nada de lo que me fuera a decir.

Así que hoy vengo a decirles que no les cuenten películas. Que no es verdad que los niños a partir de una edad NECESITEN leche de fórmula. Si tu tienes suficiente leche y/o le das a demanda el niño tiene suficientes nutrientes como para sobrevivir sólo con leche materna hasta los dos años de edad.

La leche materna es cierto que tiene menos hierro que la leche de fórmula, pero milagrosamente (o no tan milagrosamente, simplemente, es que está hecha para humanos) el hierro se absorbe mucho mejor que el de la leche de vaca o de tarro.

Unicef dice claramente en el extracto de Manual de Lactancia para Profesionales de la Salud que “La alta biodisponibilidad del hierro de la leche humana es el resultado de una serie de interacciones complejas entre los componentes de la leche y el organismo del niño: la mayor acidez del tracto gastrointestinal, la presencia de niveles apropiados de zinc y cobre, el factor de transferencia de lactoferrina, que impide que el hierro esté disponible para las bacterias intestinales, liberándolo sólo cuando los receptores específicos se unen a la transferrina, son factores importantes para aumentar la absorción del hierro.

El hierro de la leche humana se absorbe en un 70%, el de la leche de vaca un 30% y en los sustitutos sólo el 10% (Sarinen & Sümes, 1979).

En los niños amamantados exclusivamente con leche materna en los primeros 6-8 meses de vida, la anemia por deficiencia de hierro es poco frecuente. Los niños amamantados por madres bien nutridas tienen suficiente hierro en sus depósitos hepáticos como para cubrir sus necesidades durante buena parte del primer año de vida (Picciano, 1985). Estudios recientes han demostrado que la introducción temprana de otros alimentos en la dieta del niño amamantado altera esta absorción.”

Así que que no os cuenten películas, la leche materna es un regalo, es lo mejor que le podemos dar a nuestros hijos, y hay que aprovecharlo al máximo y sabiendo, como dice Carlos Gonzalez, que es un regalo para toda la vida, pero no se sabe de quién hacia quién =)

Cariños para tod@s!

avatar

(desahogo completed, jeje) 

Leche materna en situaciones de emergencia

Hola a tod@s!

Hoy quiero seguir explicando una de las muchas razones de peso por las cuales es muy importante apoyar la lactancia materna.

La leche materna es el mejor alimento, el mejor regalo, que le podemos dar a nuestros hijos en sus primeros años de vida, de hecho, hasta los 6 meses es lo único que deberíamos darles. A veces, por falta de información se abandona la lactancia y eso es lo que deberíamos evitar por muchas razones, hoy leyendo un artículo me reafirmé en un pensamiento que ya tenía.

En la web de Save the Children explicaban la importancia de la lactancia materna en el campo de refugiados de Za’atari en Jordania. Save the Children ha ayudado a las madres Sirias refugiadas en el campo a recuperar la lactancia materna, abandonada por el estrés de la guerra, apoyándolas e informándolas.

Me parece muy interesante comprender que en situaciones de emergencia la lactancia materna puede ser la mejor e incluso única manera de seguir alimentando a nuestros hijos. Preparar leche de fórmula sin las mejores condiciones de higiene puede resultar fatal para un niño. En situaciones extremas el agua no se encuentra limpia, y el ambiente no está higienizado. En esos casos la leche materna no sólo constituye el mejor alimento a nivel de nutrientes y defensas, si no también a nivel higiénico. Por no hablar de la independencia que da el hecho de ser tu misma la que tienes el alimento de tus hijos y no tener que esperar a que multinacionales te lo vendan o te lo consigan.

Una razón más para apoyar la lactancia materna!!

Cariños a tod@s!!